¿Hope... qué?


Porque las etiquetas a veces cuestan...

Cualquiera que se haya dado un garbeo por Twitter la última semana, a parte de ver que me ha dado por hablar de peces y de portadas, se habrá enterado del nacimiento de una nueva etiqueta en la que clasificar a la literatura de género: el hopepunk.

Y claro, como todo lo que pasa en esta red social, la aparición de este nuevo vocablo no estuvo exenta de polémica, y pronto se pronunciaron varios usuarios, tanto a favor como en contra del género.

Sin embargo, mi objetivo hoy aquí no es resucitar ninguna polémica, sino explicar qué es el hopepunk y qué puede aportar esta nueva clasificación de la literatura fantástica.

Tips para un buen blog de escritor


Porque segundas partes, sí son buenas...

Tal y como prometimos, tenemos de vuelta en el blog a Eduardo Norte, quien la semana pasada nos habló sobre el proceso de construcción de un buen blog para escritores.

En esta ocasión, el caballero viene dispuesto a narrarnos todo lo aprendido en su periplo como bloguero en forma de sencillos consejos que sin duda os resultarán de gran utilidad.

Os dejo en sus capaces manos ;)

La importancia del blog de escritor


Porque no basta con tener la dirección web...

Los escritores necesitamos cada vez más mantener una relación fluida y continua con nuestros lectores si deseamos prosperar en el mundo de la literatura.

Para ello, nos hacemos perfiles en Redes Sociales, procuramos asistir a eventos y nos dejamos entrevistar en distintos medios... Convertimos nuestra faceta de escritores en imagen pública y social.

Sin embargo, esto solo resulta insuficiente; porque si bien es cierto que a nuestros lectores les gusta ver lo que hacemos en redes (hacer follow y esas cosas modernas), también necesitan un lugar donde ubicarnos en el basto espacio que es Internet.

Esa es la función de un blog de escritor: debe servir como plataforma en la que centralizar toda la actividad que un escritor lleva a cabo y servir como base a las RRSS, que actuarán como intermediarios entre el lector y el blog.

Pero crear un buen blog de escritor no siempre es una tarea sencilla. Por ese motivo hoy nos acompaña un experto en el tema; un caballero que recientemente ha reformado su hogar virtual para contarnos cómo debemos diseñar un buen blog para escritores.

¡Recibamos con un sincero y cálido aplauso a Eduardo Norte!

Cómo diseñar buenas portadas


Porque la belleza de un libro también está en el exterior...

Estimados lectores y juntaletras, existe una verdad ineludible que debemos empezar a asumir cuanto antes si no queremos llevarnos un disgusto: los libros se venden por la portada.

"Pero hombre, Alister. ¡Qué frivolidad! ¿Para qué están las sinopsis entonces?".

Bueno, las sinopsis se añaden para informar al lector de lo que va a encontrar entre las páginas de nuestra novela y terminar de convencerle de que esa es la historia que andaba buscando. Pero nada de esto es posible si el lector ni siquiera coge el libro del estante (digital o físico) porque el exterior no llama su atención o le parece pobre y descuidado. 

Hay que atraer a los potenciales clientes a través de nuestras portadas, motivo por el cual la mayoría de escritores contratan los servicios de un ilustrador. Aún así, algunos de ellos deciden arriesgarse a probar suerte presentando portadas diseñadas por ellos mismos.

Si eres de este último grupo, mantente atento. Porque en este post me disponga a contaros cómo diseñar portadas estéticamente correctas y funcionales.

Acuariofilia para escritores


Porque el acuarismo se parece mucho a la escritura...

A pesar de la antigua creencia de que tener peces en casa trae mala suerte, no son pocos quienes poseen una pecera u acuario y pasan las horas viendo nadar a sus mascotas.

Contrariamente a lo que pueda parecer, hacerse cargo de un entorno acuático no es sencillo. No basta con echar comida a las carpas y cambiar un poco de agua cuando te acuerdas. Detrás de todo bello tanque de peces hay horas de dedicación y meses de preparación.

De hecho, cuidar de nuestro acuario guarda un gran parecido con el proceso de escritura, donde la dedicación constante y los meses de trabajo previo son imprescindibles. Y eso es lo que me dispongo a mostraros.

(Y ya de paso, os daré un cursillo rápido de acuariofilia para demostrar que mis catorce años de experiencia en este campo sirven para algo XD).

Cosas que hacer cuando no podemos escribir


Porque después de no darle a la tecla, lo más flagrante es no amortizar el tiempo...


Muy buenas a todos, apreciados lectores. Las vacaciones han terminado y en el blog volvemos a nuestro horario habitual. ¿Y qué mejor forma de volver a la rutina que con una lista de consejos para cuando teclear parece imposible?

Sacar horas para escribir es una tarea difícil y costosa. Nos obliga a excavar un hueco en nuestras habitualmente atestadas agendas, a veces a costa de sacrificar otras aficiones o actividades placenteras.

Y aunque se trata de una renuncia que hacemos de forma voluntaria, pues nadie nos obliga a escribir (salvo que te hayas comprometido con un editor, claro; en ese caso tendrás que trabajar bajo la fuerza de sus latigazos), es comprensible que empecemos a maldecir en arameo cuando llega el momento de teclear y no nos salen ni los espacios.

Cuando algo así ocurre nos sentimos en la mierda y la reacción más habitual es desperdiciar nuestro rato de escritura frente una pantalla en blanco para culminar la sesión sin haber avanzado nada.

Pero ese no debería ser el objetivo. El tiempo es oro y aún sin teclear podemos amortizarlo de otras maneras. A continuación os dejo una lista de tareas para hacer cuando no podemos escribir aunque queramos:

Vacaciones en el blog


Porque todos merecemos un descanso...

Hará unos días ya anuncié por Twitter que el blog cerraría por vacaciones este agosto. Concretamente, el blog estará cerrado desde el 8 de agosto y hasta el 5 de septiembre.

Sí, desde que abrí el blog, hará casi dos años ya, no había hecho parón. Sin embargo, este año es más que conveniente dado que me he encadenado a más de un proyecto que requiere mi atención y no sería justo sacrificar la calidad del contenido del blog.

Además, que porque descanse unas semanitas no vais a moriros de pena ^^

En cualquier caso, seguiré con actividad en las redes sociales (menos, porque no sé tuitear mientras nado), de modo que si alguien quiere hablar conmigo o proponer colaboraciones de cara a septiembre, este es el momento.


Y para que mi ausencia no se os haga demasiado larga, he aquí una lista de sugerencias con actividades que podéis realizar mientras no estoy:


- Mejorar el worldbuilding de vuestras historias.

- Pulir la construcción de personajes.

- Disfrutar con los relatos del blog.

- Rebuscar sugerencias de lectura entre las reseñas.

- Leer mucho (por ejemplo Sorgina).


Ahora sí, un abrazo enorme para todos vosotros y mis mejores deseos para el mes de agosto.


¡Nos leemos! ^^